miércoles, 3 de septiembre de 2008

Éxito

¿Cómo mides tu éxito? ¿Existen niveles de éxito? ¿Qué és el éxito?
Cientos de veces me he hecho estas preguntas, siempre me las respondí de una u otra forma, depende del estado de ánimo, pero hay una cosa que está siempre y que es la alegría y la felicidad.
Lisa y llanamente el éxito es el final feliz de una acción que hemos emprendido, hay muchas acciones que podemos poner en marcha, desde un partido defútbol, hasta un experimento que afecte a toda la humanidad, sea cuál sea la situación que emprendamos, la idea de un resultado beneficioso va a estar acompañandonos hasta que se termine dicha acción o experimento.
En un simple partido de fútbol, podemos perder, empatar o ganar, obviamente el éxito va a estar acompañado del resultado, pero inclusive si no ganamos, podemos ser exitosos en una jugada individual o colectiva o en el desempeño del equipo como grupo coordinado. Como vemos el éxito depende de lo que se exija cómo fin.
Para casos más complicados alcanzarlo no es tan simple, cuando las cuestiones se complican, debemos focalizarnos y desmembrar los problemas como un cirujano que intenta extirpar el mal. La abstracción de los problemas reales al plano teórico juega un papel importantísimo.
En mi trabajo, debo detectar el problema, identificar la máxima cantidad de variables y conjugarlas en un corto tiempo para resolver en el campo de lo tangible en tiempo y forma. No todas las veces salimos exitosos, cuado eso sucede comenzamos de nuevo, esa es la razón de ser minucioso y obsesivo con los detalles, pues no estás libre del error, pero si puedes manejar la forma en que revisas y reparas. Creo que se puede aplicar eso de que los problemas grandes nacen de los pequeños que han quedado sin resolver.
Siempre que tenemos un problema estamos en pelea justa contra algo que no podemos dominar, esto puede ser un problema de la vida cotidiana, puede ser un problema de salud, cualquier tipo de problema, al cuál lo enfrentamos cuál partida de ajedrez. En esta supuesta partida enfrentamos nuestras capacidades y debilidades, trataremos de aprovechar y hacer valer las nuestras en desmedro del otro, dónde las reglas son sencillas y claras: eres tú o yo con lo que tengamos a mano. Estas reglas aunque sencillas, son poderosas en el mensaje, pues determinan la conducta y los riesgos que cada uno desee tomar, para prevalecer sobre el otro y de esa forma obtener el éxito.
A algunos nos cuesta más que a otros, si nos comparamos en los mismos campos, ser exitoso a nivel empresarial, artístico o profesional, no se nos da a todos de la misma manera, podemos tener distintos estándares, de acuerdo a nuestra cultura y educación o condicones personales. Incluso nuestros umbrales de felicidad pueden ser distintos, pero a todos nos hacen feliz las mismas cuatro o cinco cosas, que son las fundamentales para vivir y sobrevivir y son esas las cosas que no pueden faltar y en las que obligatoriamente debemos ser exitosos.
Cómo obtenemos esas cosas es lo que al final define el grado de éxito, en el sentido de ...."¡si ganaste perooo!...., este es otro punto a evitar, dado que siempre tendremos público que juzgará si nuestro supuesto éxito es lícito o no.
Otra cualidad que tiene el éxito es que las razones que nos llevaron a él permanecen ocultas y sólo importa el fin, que es el élxito en sí mismo, como ejemplos tenemos los deportistas de élite. A nadie casi le importa el esfuerzo que hace le que llega segundo o tercero, que es casi el mismo que hace el que llega primero. Lo que nos importa realemente es el vencedor y ni siquiera nos ponemos a pensar detenidamente la cantidad enorme de obstáculos que debe sortear hasta llegar a ese puesto, incluso nosotros mismos tal vez con las mismas condiciones no moveríamos un pelo para llegar a ese lugar.
Resumiendo el éxito depende de nosotros y de lo que nos rodea.
De nosotros dependen variables como, el esfuerzo, dedicación, paciencia, repetición, persistencia, presencia, manejo saludable de las conductas, autocrítica, entrenamiento, constancia, etc.
El resto externo a nosotros no lo podemos manejar, pero permanece invariable para todos.
El éxito en gran medida depende de nosotros y de cómo aceptemos la realidad, de no escondernos y de afrontar nuestras reponsablidades lo más rápido posible, de conocer nuestras deblidades y trabajar para derribarlas. Los monstruos que más nos aterran están dentro nuestro, es por eso nos acosan tan fácilmente.


Todo esto es porque me entró el cagazo de irme a Canadá que estoy seguro de que se me pasará.

Para vos lector inquieto, jejejeje, ¿Qué es el éxito?

10 comentarios:

El 22 dijo...

Ja, ja, Leo, que personaje, no te preocupes, a todos nos agarra ese cagazo. Muy buen post, ya que el tema del exito, como bien decis, implica mil variables. Te doy mi opinion: yo veo al exito como algo subjetivo y personal (independiente de la opinion de exito de "la gente"), y lo mido en periodos temporales. Esta el exito inmediato, que son las satisfacciones a corto plazo, aplicables al trabajo, deportes, etc, etc; y el mas importante para mi, que es el exito a mediano o largo plazo. Es cuando cada 5 o 1o años miras para atras y lo que ves te pone contento o feliz, por ahi las metas primarias cambiaron en todo ese tiempo y los objetivos se convirtieron en otros, pero la sensacion es de trabajo bien hecho.
Un abrazo, Ale.

Leo dijo...

Recuerdo que un hombre (no sé quién) dijo que en la vida te iba bien no año a año, sino que en el transcurso de una década de cinco años, hacías un balance general y daba positivo, en caso contrario estabas a tiempo de corregir el rumbo.
Saludos capo :-D

Lorena dijo...

Es cierto Leo, a todos nos agarra. Me imagino que debes estar planteandote y replanteandote los exitos obtenidos y los que vendrán.

Siempre habrá gente que medirá tus éxitos, pero lo importante,(para mí) es cómo los juzgan ustedes mismos, al fin y al cabo son los que se los propusieron.

Saludos!

Juliusss dijo...

Coincido con el 22, completamente.

Agregaría que el éxito puede ser también a nivel intelectual o mental y agrego también mis mejores deseos, Leo, para que te vaya bien en ese proyecto tan trascendente para ti y tu bella familia.

madre histerica dijo...

Recién llegó.. es que mi jefe regresó de su estancia en paris (pobrecito el condenado!) y me esta explotando!!!
yo también coincido. Cambiar de país es todo un reto. empezás desde cero. Y eso te da chance de volver a reinventarte, es otra nueva oportunidad y otros nuevos éxitos.
me acuerdo muy bien de vértigo que sentí cuando decidí dejar todo por ir tras el mexica... jajaj

Perdonen eh? pero yo hoy estoy re agrandada....TENGO UN FAAAAANNN!!!!
sos un divino!! gracias!!!
y Ale? dónde anda???
besos

MCB dijo...

Yo personalmente celebro los pequeños acontecimientos de la vida diaria en los que salgo triunfante (segun mis propios objetivos)... el exito en las cosas de cada día me llenan de orgullo y de satisfacción, me dan fuerza para seguir adelante pasito a paso.
Muchos besos

Leo dijo...

Lorena: me planteo y me replanteo y lo vuelvo a hacer. Gracias por la onda.
Juliusss: gracias man, buena onda.
Madre: jejejeeje, gracias, es que soy así de sencillo viste? Lo que me gusta me gusta y punto.
María: me gustó lo de pasito a paso.
Buenas fotos en tu blog, poné la que te recomendé, es muy buena.
Saludos, besos y abrazos a todos. :-X

Hector Torres dijo...

Me parece muy completo lo que escribiste Ale.

Yo agregaria lo siguiente, incluso en el "fracaso" puedes tener o encontrar el exito, me explico.

En 1998 hice un viaje de 3 meses a europa, me enamore de Barcelona y Florencia entre otras hermosas ciudades, vi como la gente respetaba las reglas, como se vivia y me gusto. Luego conoci a unos Canadienses que me picaron la curiosidad por emigrar a Canada. Lo estuve pensando y pensando y pensando. Me iba bien, acababa de renunciar al Banco como Subdirector Divisional de XYZ y el futuro se veia bien, sin embargo no me gustaba lo que pasaba en mi pais (corrupcion hasta el tope, violencia, secuestros, mala educacion, y un largo etc.). Y yo seguia pensando y pensando.

Ya estaba en un trabajo (despues de otros en los que me habia ido muy bien) y en este me fue mal, "fracase" en lo me habia propuesto, por muchas circuntancias, tanto mias como externas. Y esto fue lo que me decidio a emigrar, fue el punto de partida para venir a este hermoso pais y hasta ahora todo lo que hemos planeado, se ha obtenido y antes de los tiempos estimados.

Como en algun lado leí: "no hay exitos ni fracasos, solo decisiones. Ustedes que piensan? ;)

Leo dijo...

Héctor: me llamo Leonardo ;-)
Y por segunda, buena la anécdota y estoy de acuerdo en que cosas que no fueron exitosas pueden desembocar ne éxitos rotundos, algo como que no hay mal que por bien no venga.
Saludos.

Hector Torres dijo...

Si, disculpa Leo, lo que pasa es que estaba escribiendo tambien con Ale Betoño, por eso me confundi.

Saludos.